Regreso

 

Una sola noche se vio al viajero regresar a su habitación. Los muros, los muebles, todo encendía sus luces cuando el techo obscurecía, pero sabía que, a pesar de ser un enorme refugio, había algo dentro de él que ya no cabía más entre esas paredes. Nadie lo vio salir; volvió a abandonar el lugar sin dejar rastro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s